jueves, 6 de febrero de 2014

Un testimonio misionero que viene cruzando la Cordillera!!!



Hna Jacqulín, Hna Ingrid, Ramona y Romina (de izq. a dcha.)
Querid@s amig@s: compartimos con ustedes la experiencia de la Misiòn en Vinchina de Hna. Jacquelín Moraga de la delegación Santa Teresa de los Andes (Chile), que junto a la Hna. Ingrid Hanco de la Provincia Santa Rosa de Lima (Perú-Bolivia) nos acompañado en la Misión Juvenil Vinchina 2014. Gracias hermanas por tanta entrega!!!!
"Rememorar  lo que se vivió en las misiones de  Vinchina,  desde el fondo del corazón brota una oración de acción de gracias, por tanta bendición derramada por parte de Dios Padre, reconocer como su presencia se hacía notar en cada uno de los acontecimientos  vividos. En el compartir con las diferentes personas que gentilmente y con sencillez nos compartían su experiencia de Dios y como evidenciaban signos de la presencia del Reino de Dios en sus vidas, ese testimonio es sin lugar a dudas impagable. “Lo que hemos visto y oído, se lo anunciamos también a ustedes”. (1Jn 1,3). Cada vez que se rezaba junto a las familias, los misioneros salíamos fortalecidos en nuestra fe y confianza en la infinita misericordia de nuestro
Padre Dios que incesantemente acompaña en forma gratuita a cada uno de sus hijos e hijas muy amados.
También rescatar la diversidad como riqueza e instancia que favorece la acogida, escucha y respeto por el otro que es distinto a mí, valorando de esta forma nuestra identidad cultural y así abrirse a lo diferente, a pesar de la diversidad se hizo un camino de integración y unidad, ser signo de fraternidad y comunión era nuestro desafío, ya que hemos sido convocados por el mismo Señor, para ser mensajeros (as) de la buena noticia de Jesús, anunciarlo con nuestras palabras, acciones, gestos en situaciones muchas veces adversas, pero el fuego del Espíritu siempre nos acompaña. Creo firmemente que cada uno de nosotros pudo compartir, anunciar con pequeños gestos lo que hemos oído, contemplado en nuestras vidas, ese gran tesoro que llevamos en nuestras vasijas de barro a quiénes nos encontramos en este hermoso lugar de Vinchina, tierra sagrada donde Dios Padre nos ha mostrado una vez más su amor incondicional y unos a otros hemos sido evangelizados, por ello es bueno dar gracias al Señor, porque siempre nos permite gozar de su inconmensurable presencia en nuestros hermanos con la invitación que nos haces a todos.
Vayan es tu mandato,
para anunciar el Reino.
y su presencia en medio nuestro.
Para ser signos de Evangelio
y hermanos de todos.
Vayan es tu enseñanza,
abriendo camino
para el paso del sembrador,
adelante tuyo,
eco y mensaje del que va a venir
porque ya está-con-nosotros.
Vayan es tu ejemplo,
de dos en dos,
encaminada compartida,
vivencia comunitaria,
testimonio fraterno
aprendiendo juntos
a vivir en estado de misión."
Hna Jacquelín Moraga León CM

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

DEJANOS TU COMENTARIO

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...